Escúchalo ahora gratis con tu suscripción a Audible

Después de los 30 días, 9,99 €/mes. Cancela cuando quieras
Disfruta de forma ilimitada de este título y de una colección con 90.000 más.
Escucha cuando y donde quieras, incluso sin conexión
Sin compromiso. Cancela gratis cuando quieras.
Diseño de la portada del título El Alambre de Púas y otros relatos

El Alambre de Púas y otros relatos

De: Horacio Quiroga
Narrado por: Víctor Prieto
Prueba gratis durante 30 días

Después de los 30 días, 9,99 €/mes. Cancela cuando quieras.

Compra ahora por 3,99 €

Compra ahora por 3,99 €

Paga utilizando la tarjeta terminada en
Al confirmar tu compra, aceptas las Condiciones de Uso de Audible y nos autorizas a realizar el cobro mediante los métodos de pago por ti designados. Por favor revisa nuestra Política de Privacidad, Política de cookies y Aviso sobre anuncios basados en intereses

Resumen del editor

Horacio Quiroga (1878-1937)

Horacio Silvestre Quiroga Forteza nació en Salto, Uruguay, el 31 de diciembre de 1878. 

Quiroga fue, quizás, el más importante creador latinoamericano de relatos breves. Su vida estuvo marcada por la tragedia: con tres meses de edad, vio morir a su padre de un disparo accidental de escopeta. 

Su madre se volvió a casar y Horacio llegó a querer profundamente a su padrastro. Cuando tenía 15 años, su padrastro, que había sufrido un derrame cerebral, se suicida con una pistola de un tiro en la frente. 

A los 22 años escribió sus primeros poemas. Por esa época leía con fruición las poesías de Poe y de Lugones, del que llegaría a ser un gran amigo. 

En 1901, mientras inspeccionaba una pistola, Quiroga mató accidentalmente a su amigo Federico Ferrando. 

La pena y la culpa llevaron a Quiroga a abandonar Uruguay e irse a vivir a Argentina a la casa de una hermana. 

Fue profesor de castellano en el Colegio Británico de Buenos Aires. En 1903, Quiroga acompañó a Leopoldo Lugones a Misiones, para investigar unas ruinas de las misiones jesuíticas. La impresión que le causó la jungla marcaría su vida para siempre: seis meses después invirtió todo su dinero en comprar unos campos algodoneros en el Chaco. La experiencia fue un desastre económico, pero su narrativa se benefició con el profundo conocimiento de la cultura rural, en un cambio estilístico que mantendría ya para siempre. 

Quiroga escribió multitud de cuentos, muchos de ellos de terror rural. Se convirtió en un escritor famoso y prestigioso con miles de lectores, que publicaba en las revistas y diarios más importantes de Argentina. 

En 1906 Quiroga volvió a la selva. Se casó con una alumna, Ana María, con la que tuvo dos hijos a los que adiestró para desenvolverse en la jungla. Pero su esposa no logró adaptarse a esa forma de vida y le pedía insistentemente que regresaran a Buenos Aires o que le permitiera irse ella sola con los niños. Ante la rotunda negativa de Quiroga, ella se suicidó con veneno, tras ocho días de agonía. 

En 1927, se casó con María Elena Bravo. La nueva esposa también era infeliz en el campo. Eso fue causa de permanentes discusiones y peleas conyugales. Finalmente, su esposa e hija le abandonaron y volvieron a Buenos Aires 

En 1937, una enfermedad hizo que Horacio viajara a Buenos Aires, donde fue hospitalizado. 

El 18 de febrero le diagnosticaron un cáncer de próstata, intratable e inoperable. Esa tarde, Quiroga salió del hospital y dio un largo paseo por la ciudad. Regresó a las 23 h, y pesa madrugada - 19 de febrero de 1937 - se suicidó tomando un vaso de cianuro. Tenía 58 años.

©2022 Audiomol (P)2022 Audiomol

Lo que los oyentes dicen sobre El Alambre de Púas y otros relatos

Valoración media de los usuarios. Solo los usuarios que hayan escuchado el título pueden escribir reseñas.

Reseñas - Selecciona las pestañas a continuación para cambiar el origen de las reseñas.